Acefalía episcopal y relajamiento disciplinar. El clero tucumano durante la sede vacante de 1704-1715

Alejandro Chiliguay

Resumen

Tras la muerte del obispo fray Manuel de Mercadillo, en 1704, se inició una larga sede vacante que duró hasta el año 1715, cuando el chileno Alonso del Pozo y Silva fue designado para la mitra tucumana. Durante esos once años, dominó una visible relajación de la disciplina entre los clérigos, que era motivo de gran escándalo en la región. La situación fue análoga en otros espacios de la monarquía española debido a que numerosas diócesis se encontraban acéfalas de obispos, puesto que tras el quiebre de las relaciones entre Felipe V y la Santa Sede se había interrumpido la normal provisión de cargos episcopales (1709-1717).

Palabras clave

Sede Vacante - Relajamiento Disciplinar - Guerra de Sucesión - Redes de Relaciones.

Texto completo:

PDF

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.